Marketing tradicional, por qué debemos cuidarlo

¿Os habéis fijado en que a día de hoy solo se habla del marketing digital?  Muchos de los que  nos dedicamos a la comercialización y al marketing, hemos incurrido en el error de que el marketing tradicional ha quedado obsoleto. Pero ¿debemos descuidar el marketing tradicional? Os vamos a mostrar que no, que el marketing tradicional aún tiene mucho que decir.

Somos plenamente conscientes de que el mundo online está condicionando totalmente la manera de comercializar que tienen las empresas. Por ejemplo, hoy en día sin una página web o sin perfiles en algunas de las redes sociales más importantes, realmente no tienes visibilidad. Es decir, la importancia que tiene el marketing online en el mundo empresarial es máxima.

Esta importancia de la comunicación y el marketing online parece estar tornándose en exclusiva y dejando de lado la manera tradicional de hacer marketing y de tratar los temas comerciales.

¿Es más importante el marketing online que el marketing tradicional? Para que lo veamos claro, vamos a establecer las diferencias entre ambos.

DIFERENCIAS ENTRE EL MARKETING ONLINE Y EL MARKETING TRADICIONAL

 

marketing 4 partes

1.- Las 4 ps del marketing

Las 4p-s del marketing tradicional siempre han sido:

  • Product: Producto

  • Price: Precio

  • Promotion: Promoción o comunicación

  • Placement: Distribución.

Ahora bien, las 4 ps del marketing online han cambiado mucho y casi nada tienen que  ver con las anteriores:

  • Peer to Peer: Hace referencia a cuando compartimos información con usuarios conectados mediante Internet.

  • Personalización: Ahora nuestros productos pueden estar totalmente personalizados gracias a los productos que ofrecemos vía Internet. Ofertamos a cada uno lo que va buscando.

  • Posicionamiento: SEO, del que hemos ido hablando a lo largo de los post y repitiendo la frase de que para Google el contenido el es rey.

  • Predictive Modelling: Internet permite medir a los usuarios y hacerles perfiles para poder satisfacer a sus demandas y realizar productos de acuerdo a sus necesidades.

2.- Los medios de comunicación son diferentes.

Por ejemplo; si para el marketing tradicional utilizamos en nuestras estrategias tarjetas de presentación, folletos, de los cuales no hay que olvidar su importancia, la publicidad en medios tradicionales… Ahora para el marketing online, comenzamos a utilizar estrategias de Inbound Marketing, páginas webs o el antes mencionado SEO.

3.- Consideramos que el marketing online es más barato que el marketing tradicional.

Podríamos decir que sí, que las redes sociales son en su mayoría gratuitas y como siempre decimos, el mundo online pone al alcance de todas las empresas las mismas oportunidades, ya sean Pymes o multinacionales.

Sin embargo, ¿por qué no deberíamos descuidar nuestra estrategia de marketing tradicional?

 

marketing tradicional

Nosotros vamos a darte hasta cuatro razones:

1.- El marketing online aún es un novato

Muchos de vosotros pensaréis que estamos locos diciendo esto. Nos entenderéis enseguida. Es cierto que la mayoría de las empresas tienen páginas web y redes sociales. Sin embargo, todavía son muchas las que no se han adaptado al cambio, no han tomado consciencia de que para hacer marketing online necesitan de una empresa especializada que cree las estrategias necesarias para ellas y les haga aumentar sus beneficios.

2.- El padre del marketing online es el marketing tradicional

Sí, como todo en esta vida, el marketing online también tiene una raíz. No podemos decir que el marketing tradicional está desfasado cuando es precisamente la base de todo el marketing online. Las estrategias del marketing tradicional han sido llevadas y por ende transformadas, en favor del marketing online. Pero dejar de lado al marketing tradicional, es hacer tambalear en cierto modo los cimientos del marketing propiamente dicho.

3.- Una minoría de clientes no quiere salir de la comercialización tradicional.

Vosotros mismos seguro que tenéis clientes que prefieren utilizar medios más tradicionales para poder comunicarse con su audiencia y ofertar los productos. Son clientes que por sus propias necesidades necesitan de este marketing tradicional.

Por ejemplo, los clientes de las imprentas que diseñan catálogos o dossieres para las empresas, las tarjetas de visitas, las empresas de serigrafías… todas ellas aún se sirven y necesitan de este marketing tradicional. Así que si piensas que el marketing tradicional está en la UCI, cambia de idea.

4.- Siempre será más fácil una última transacción en el mundo off line que en el online.

Es obvio que la tecnología mejora la relación con el cliente, con el conocimiento de éste y hace que las empresas presten más atención a sus necesidades. No obstante, no todas las interacciones que realizamos con nuestros clientes deben ser mediante la red. Hoy día, la mayoría de los acuerdos y contratos siguen firmándose con un cara a cara. Pensadlo.

Sin embargo, si todavía no estáis convencidos de porqué necesitamos cuidar nuestra estrategia de marketing tradicional, ha llegado el momento de decir la verdad 🙁 muy a nuestro pesar, ahí van las últimas ventajas que os vamos a dejar para terminaros de convencer de que el marketing tradicional aún tiene mucho que decir

Ventajas del marketing tradicional

 

marketing tradicional

1.- Contacto cara a cara

Ya os lo hemos dicho antes al referirnos a la firma de los contratos. A la mayoría de las personas nos sigue gustando el trato del “tú a tú”. Y que una “imagen vale más que mil palabras” no es un dicho que nos hayamos inventado nosotros.

Somos más confiados cuando conocemos a alguien de primera mano. Si a esta toma de contacto, le aplicamos técnicas como el sonreír, el transmitir con nuestro discurso, el ganar credibilidad mediante nuestro diálogo, podremos convertir a un simple curioso en un cliente. Os lo aseguramos.

2.- No todo el mundo es digital

No vamos a decirte que tu abuela no va a entrar en Internet y que por eso no es digital. Sería demasiado obvio a la par que absurdo. Hay abuelas con perfiles en Facebook 😉 Sin embargo, si existe un pequeña parte de los consumidores que pertenecen a un nicho de mercado que no es digital y que necesita ver y tocar para creer que el negocio existe.

Por poneros un ejemplo, las imprentas que año tras años se encargan de encuardernar los libros escolares, los tomos y códigos de las legislaciones que vienen encuadernados en libros, los materiales con los que se hacen estos tomos.

Si bien es cierto que la mayoría de esas empresas tendrá presencia en Internet, necesitaremos sentir el tacto del lomo de piel de un libro para convencernos de que es lo que necesitamos.

Por ello, las ferias de exposiciones siguen teniendo tanto éxito. Estos son mercados que no se pueden alcanzar solo con medios digitales.

3.- El alcance

Muchos medios de comunicación siguen teniendo un enorme alcance. Pensad por ejemplo en las revistas de moda o en la prensa especializada. Puede que lo que esté desfasado sea la forma de hacer publicidad, pero no los medios. Fijaos si no en los famosos anuncios de Freixenet, o los anuncios de Coca Cola cuando llega la navidad.

4.- Las pruebas

Esto es algo que en principio los medios online no pueden darnos. Quién sabe si en un futuro. Nos referimos a ese marketing tradicional donde un joven se acerca y te ofrece la nueva variedad de barritas energéticas de una conocida marca. ¿Pueden hacerlo a través de Internet? 😉

Con todo, lo que os hemos querido exponer es que las nuevas tendencias online a la hora de llevar a cabo estrategias de marketing van de algún modo, acompañadas del marketing tradicional del que han bebido y se han nutrido. Por ello, es fundamental no olvidar tu estrategia de marketing tradicional y que ésta ayude a tus estrategias de Inbound Marketing, es una de las fórmulas para que tu empresa triunfe.

 

 

¿Qué buscas?
Categorías

¿En qué podemos ayudarte?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RELACIONADOS
Artículos relacionados

¿En qué podemos ayudarte?

CONTACTO
¡No pierdas el tiempo!